¡Ayúdanos a mantener SlasHeaven con tus donaciones!

Si te gustan los originales, regístrate aquí para recibir alertas de actualización



¡Recomienda la historia a un amigo!
- Tamaño de texto +
Gracias a Ali, Kim, Carly McKinnon, Miss Andreina Snape, Calipso, Draconiss Snape Potter, Laura Owl, Mcristina, As Black, Kary, Alejandra, Lady Chibineko, Amparito Snape, k Kinomoto, Anita Piña y Azalea por sus reviews, gracias a ustedes llegué a los 400 reviews

Bueno y llegó el tan esperado final, leí muchos lemons para poder hacer una escena decente, así que espero que aprecien mis esfuerzos.




Pociones y Sentimientos




Resumen: Luna prepara una poción de atracción para Harry, pero esta le cae accidentalmente a cierto profesor de pociones. Cap26: el Final!

Autor: Paula Moonlight

Clasificación: PG-13

Pareja(s): Severus Snape/ Harry Potter - Severus Snape/ Remus Lupin - Ron Weasley/ Hermione Granger

Disclaimer: Sólo la trama de esta historia me pertenece, no sus personajes… si no me creen pregúntenle a J. K. Rowling


-diálogos-
“pensamientos”


Capitulo 26: Sólo déjame amarte Sev


-Quiero que me hagas el amor…- Severus no creía lo que Harry le estaba pidiendo-…estando ambos en nuestros cinco sentidos, sabiendo con certeza lo que estamos haciendo… quiero disfrutar de ti sólo una vez más.

¿Podría él negarse a aquella condición?

¡Nunca!

Severus se acercó a Harry y lo jaló pegándolo a su cuerpo, la caja musical cayó al piso y Nocturne comenzó a sonar por segunda vez. Se inclino para posar con suavidad sus labios sobre los del chico, deseoso de probarlos otra vez, suavemente los besó, mordisqueó y los incitó para que se abrieran, perfilando suavemente los labios con su lengua. Estos dócilmente dieron paso a una lengua que se afanaba por saborear cada milímetro de su boca.

Harry entreabrió sus labios para dejando escapar un gemido que el otro recogió en su boca. Severus lo besaba con exquisita sensualidad, con movimientos tan lentos que el Gryffindor inconscientemente rodeo el cuello de su profesor con sus brazos para atraerlo más hacia él. Harry se sentía en el paraíso… ¿Cómo pudo alguna vez haber odiado a este hombre?

Mientras Harry se perdía en la sensualidad y pasión del beso, Severus lentamente lo fue acorralando contra la pared, le quitó la capa y desabrochó uno a uno los botones de su camisa. Cuando la piel estuvo a la vista suavemente acarició su pecho, rozando sus pezones, trazando el contorno de su esbelto cuello, arrancando leves suspiros de su dulce boca. Deslizando las manos por sus hombros le bajó la camisa hasta la altura de los codos, impidiéndole el movimiento.

-Te tengo…- susurro Severus

-¿Pero qué...?

Harry protestó al no poder mover sus brazos, pero dejó de luchar al sentir que Severus le desabrochaba el pantalón. Metiendo una mano en los boxers comenzó a acariciar su pene semi erecto haciéndolo gemir quedamente. Liberándolo de la ropa interior Severus se agachó y comenzó a lamer la punta del glande, muy despacio disfrutando de las reacciones de Harry, quien comenzó a gemir descontroladamente cuando lo metió completamente en su boca, lamiendo toda la erección.

Severus alzó la vista y miró extasiado a su pequeño ángel… Harry se veía completamente excitado, indefenso y perdido en el placer… sus mejillas sonrosadas, sus delgados labios entreabiertos, la mirada apasionada… hermoso. Él mismo comenzó a sentirse excitado con aquella visión y pronto su propio pene pugnaba por salir de su encierro. Bruscamente se separó de Harry dejándolo en la cima sin culminar.

Con los ojos desenfocados y casi sin aliento, Harry observó como Severus se quitaba la ropa y se acostaba tranquilamente sobre los pétalos de rosa.

Era hermoso… divino… más aún de lo que recordaba. El cuerpo maduro casi había vuelto a su pálido color, pero la pasión del momento había otorgado un suave color rosa a su rostro. El cuerpo de Severus, se le semejaba al de un héroe griego: anchos pectorales, brazos musculosos, abdominales marcados y piernas poderosas que eran la envidia de cualquier atleta. Sus profundos ojos negros mirándolo fijamente eran una invitación al amor y el placer.

Harry se liberó de la camisa y el resto de su ropa y se unió a Severus. Volvió a probar el sabor de sus labios, mientras sus manos recorrían cada recoveco de su amplio pecho y peñiscaban sus pezones, disfrutando de la deseada piel. Con un último mordisco a su labio inferior desvió la atención al cuello, sintiendo el salado del sudor y al mismo tiempo frotaba sus caderas con las de Severus.

Severus gimió y acarició su trasero intentando aumentar la fricción, mientras Harry se dedicaba a chupetear y lamer sus pezones hasta ponerlos duros. Su boca siguió bajando hasta llegar al miembro del mayor quien disfrutó de las pequeñas lamidas y mordiscos que su amante le proporcionaba. Harry guió sus manos hasta el trasero de Severus e infiltró un dedo en su abertura.

Severus se tensó al sentir aquella invasión.

-¿Adonde crees que vas?- Harry lo miró directamente a los ojos

-Yo puse la condición, yo tomo el control.

-En tus sueños.

Con un rápido giro Severus aprisionó a Harry bajo su cuerpo y alcanzando su varita murmuró un hechizo: las muñecas de Harry quedaron amarradas a la cabecera de la cama.

-¡¿Qué crees que haces?!- Exclamó Harry. Severus sólo le dedico una malvada sonrisa.

Aún mirándolo traviesamente comenzó a acariciar sus muslos como si fueran de seda, sensibilizando la piel, deslizando sus largos dedos de pianista por la cara interna de los muslos y las ingles, acariciando con su boca la zona del pubis, el ombligo y deteniéndose en los pezones, sin acercarse en ningún momento a su sexo.

Harry ya no podía más sentía las manos de su profesor acariciando sus caderas y los labios besando su cuello, atormentándolo despiadadamente. Se sentía morir al no poder tocarlo como hacia Severus con él y para colmo este se tomaba su tiempo, acariciándolo besándolo y dejando que su cuerpo rozara el del chico aumentando la frustración de este que no pudo más y le suplico.

-Se…. Severus….¡Ah!... no puedo más….por favor.

Severus besó sus labios, la dulce boca de Harry era adictiva, introdujo su lengua en esta y tomó el control, besando apasionadamente y descontroladamente… acabando con las últimas defensas de Harry.

-¡No aguanto más me…! ¡Voy a…!

-Severus apenas tuvo que rozar el excitado miembro con sus dedos, para que Harry se viniese con fuerza.

-¡Haaaaaaaa!

Tiritando de placer, Harry jadeaba tratando de tomar aire y recuperar la calma, cuando sintió algo cerca de su boca.

Era el pene de Severus.

Se había colocado en cuatro patas y lamía el estomago de Harry limpiando el semen y comenzando a excitarlo de nuevo.

Ni tonto ni perezoso, Harry atrapó el miembro de Severus en su boca y con torpeza comenzó a lamer y dar ligeros mordiscos, degustando por primera vez el sabor de su presemen.

En ese momento Severus casi no podía continuar en su tarea. La suave boca lo estaba conduciendo a la locura, le producía más placer las torpes e inexpertas caricias de Harry que todas las atenciones de sus anteriores parejas. El chico ya había eyaculado una vez, pero él no y no creía aguantar mucho más.

Severus sopló sobre el ya erguido pene de Harry y este tembló de excitación y gimió de sorpresa cuando la boca de su profesor en vez de dirigirse a su pene, lo evitó y acaricio sus testículos.

-Mmm… ¡Haaa!... ¡Severus!

Aprovechando la distracción, Severus alcanzó nuevamente su varita y echando un hechizo lubricador, comenzó a preparar a Harry: uno, dos, tres dedos iba metiendo, mientras la boca de Harry seguía torturándolo dulcemente. Sin poder resistir más se separó de Harry, colocó una almohada bajo su cadera, para dejarlo en una mejor posición, y de una sola embestida se enterró.

Harry sintió a su maestro tan dentro de él, con tanta fuerza que no pudo evitar lágrimas de dolor. El collar que le regalara Severus lo alivió de inmediato, dando pronto paso al placer. A su vez Severus sentía que esa estrechez lo dejaría completamente loco, las apretadas paredes aferrándolo, atormentándolo despiadadamente. Sabiendo que no duraría mucho, comenzó a estimular el miembro de Harry al mismo ritmo de sus embestidas que cada vez iban más rápidas y más profundas, embriagándose con los gemidos de Harry, el cálido tacto de su piel con la suya, el olor a limón de su cabello penetrando sus sentidos.

Harry sentí las embestidas profundas dentro de él, tocando cada vez sin fallar su próstata y enviando constantes oleadas de placer… y aún así no le parecía suficiente. Cerró las piernas alrededor de su cintura, acercando más a Severus hacia sí, permitiéndole que penetrara más profundamente, deseando sentir más a Severus… deseando sentir su amor.

Fueron apenas unos segundos… que a ambos les parecieron eternos, cuando Severus gritando el nombre de Harry eyaculó en su interior y este, al sentir la calida invasión, arqueándose le siguió. El orgasmo se expandió por su cuerpo antes de sumergirse en la inconciencia.


Harry despertó 15 minutos después, ya desatado y limpio. Lo primero que vio fueron unos profundos ojos negros mirándolo con amor… y ¿Diversión?

-¿Demasiado para un adolescente hormonal?

Harry sin hacerle caso se abrazó desesperadamente a Severus y comenzó a llorar.

-¿Harry?

-Te amo tanto Severus…tanto… por favor déjame quedarme contigo.

Severus besó sus lágrimas y con cariño le contestó.

-No puedo mi ángel… no me arriesgaré a que te pase algo.

-Entonces… ¿Esto es el final?

-No necesariamente… nadie sabe lo que nos depara el futuro y además- Dijo mordisqueando suavemente su cuello- aún nos queda toda la noche…

El susurro de la ronca voz en su oído envió temblores de excitación en su cuerpo.

-¡Ha! Severus…- Harry suspiró.

-Ven siéntate sobre mi regazo- le dijo Severus mientras él se sentaba apoyándose en la cabecera de la cama.

Harry lo miró sin entender, pero Severus lo tomó de los brazos y le atrajo hacia sí, hasta que Harry estuvo sentado a horcajadas sobre sus muslos. Severus cerró los brazos alrededor de la delgada cintura en clara invitación de una mayor intimidad y comenzó a dar pequeños besos en el cuello de su ángel y en la línea de las clavículas. Harry comenzó a responderle lentamente.

Severus sintió que su corazón comenzaba a vivir otra vez, una calida sensación inundaba todo su cuerpo: Amor.

Sí, era amor. Aquella posición, su favorita, a pesar de que siempre le pareciera muy erótica, en esos momentos no la describiría con esa palabra: Ternura, cariño, complicidad, unión, amor… eso era lo que vería cualquier persona que entrase en aquella habitación. La pasión y la lujuria ya habían sido saciados y ahora entre los dos sólo quedaba el más profundo de sus sentimientos: su mutuo amor.

Y con amor las manos acariciaron espaldas, nalgas y hombros.

Con amor los labios se juntaron y se reconocieron, disfrutando del sabor del otro.

Amor fue lo que vieron reflejado en la mirada del otro cuando verde y negro se encontraron.

-Arrodíllate un poco Harry- la profunda voz susurró en su oído. Harry sintió que Severus lo preparaba de nuevo y volvía a enterrarse en él, está vez sin dolor. -…Ahora estas al mando.

“¿Ha?… ¿Al mando?” pensó Harry y en ese mismo segundo se dio cuenta. “¡Estoy arriba!... aunque no de la forma en que imaginaba”

Pero eso no le importó mucho y comenzó a subir y bajar lentamente, muy lentamente acostumbrándose a esa nueva posición y haciendo gemir a Severus con desesperación. Con una mano acariciando el cabello de Severus y otra apoyándose en su hombro comenzó a aumentar la velocidad hasta alcanzar un ritmo placentero para ambos, mientras Severus gozaba acariciando su espalda y trasero… su pene rozando el vientre de su amante. Gritando un te amó, ambos llegaron al mismo tiempo al orgasmo.

Ya sin fuerzas Harry se desplomó en brazos de Severus, este cariñosamente lo recostó a su lado y envolvió con sus brazos cariñosamente su cintura. Oyendo un nuevo te amo de la profunda voz de su amado, Harry se sumergió en un profundo sueño.

*******************

-Por la hora que llegas imagino que todo fue bien- dijo Hermione. Ella y Ron lo habían estado esperando en la sala común.

-No. Lo de anoche sólo fue… una dulce despedida.

-¿Qué quieres decir?- preguntó Hermione.

-…sin detalles por favor- dijo Ron.

-Lo nuestro no se puede… - dijo Harry tristemente- Voldemort ganó esta batalla sin siquiera saberlo.

*******************

La mañana llegó a la habitación del profesor de pociones con olor a sexo y azahar. Severus despertó esperando encontrar a Harry entre sus brazos como aquel día en la playa, pero se encontró solo. En su cama sólo quedaban pétalos, la caja musical y una carta.

Extrañado tomo la carta y leyo:

Severus

Perdona por no haberte dicho adiós, pero no deseaba despedirme de ti. Además, si volviera a ver una vez más tus profundos ojos negros no tendría la voluntad para salir de tu cama y de tu vida.

Prometo poner todo mi esfuerzo para que esta guerra al fin se acabe. Se que tú harás lo mismo y que estarás junto a mí en la última batalla y cuando esta finalice… recuerda que te estaré esperando.

Te ama
Harry

PD: Agregue otro recuerdo a la cajita musical... para que no me olvides fácilmente.


Severus abrió la caja musical y en vez de un piano un coro de gemidos se escuchó. Harry sentado a horcajadas sobre él le hacía el amor.

Un maravilloso recuerdo para un inolvidable San Valentín.

*******************

-¿Qué haces?- Preguntó Remus entrando al despacho de Snape.

-Firmando la renuncia de la clase de pociones de Luna Lovegood.

-¿Ella renunció?

-Sí. Al parecer logré aterrorizarla más que a Longbotton, es una pena.

-¿Pena?... pensé que la odiabas.

-La detesto. Por eso me da pena no poder ver la cara que pondría al decirle que repitió el año.- Remus se quedó sin palabras. -¿Vienes por tú poción?- Remus asintió- Está sobre esa mesa.

Remus tomó la humeante poción matalobos y luego comió una rana de chocolate para atenuar el mal sabor. Se quedó mirando a Severus. Al sentir la fija mirada, Severus miró a Remus y preguntó.

-¿Necesitas algo más?

-¿Estas con Harry?

-¿Qué?

-Si estas saliendo con Harry… anoche… anoche vine a tu habitación y los escuche… - Severus lo miró sorprendido- … creo que se te olvidó echar un hechizo silenciador.

-No. Eso que escuchaste fue sólo una despedida.

-¿Qué?...pero entonces…

-Le expliqué que era imposible, que no podríamos ocultarlo porque Harry no sabe simular sus sentimientos y su conexión con el Señor Oscuro podría delatarnos, además mi Occlumency tiene límites… le dejé bien claro que cualquier cosa que ocurriese entre los dos debería esperar a que el Lord muriera.

-¿Y Harry lo aceptó?

-Aunque parezca increíble sí lo hizo, es más maduro de lo que imagine.

-Te has ganado el corazón de un gran chico.

-Y de que sirve eso Remus… nada nos garantiza de que podamos estar juntos algún día: yo podría morir en batalla cualquiera de estos días, o ser acusado de traición… él podría morir- “Merlín no lo permitas” pensó Severus.

-No seas tan fatalista Sev.

-Bueno, si no morimos ninguno de los dos, seguro conoce a alguien más guapo y joven que yo… el amor pocas veces resiste la distancia.

-No estarás tan lejos de él. Lo seguirás viendo en la Orden y te aseguro que el amor de los Potter es persistente. James estuvo 3 años persiguiendo a Lily.

-Esto podría durar más de tres años Remus y yo ya estoy cansado de la soledad.

-Entonces déjame hacerte compañía- Severus miró a Remus a los ojos –Yo te amo Sev.

-Lo sé, por eso te propuse este juego… sabía que aceptarías.

-¿Seguiremos Jugando?

-No Remus… esto te haría mucho daño y los mismos miedos que me impidieron estar con Harry me impiden estar contigo.

-No es cierto- Remus miró a Severus con decisión – Yo no tengo ninguna conexión con Voldemort que por descuido le permita saber a ese monstruo que tú eres un espía. No soy ningún adolescente descuidado sin control de sus emociones que no sea capaz de mantener una relación en relativo secreto… he pasado mi vida controlando al lobo que llevo dentro… se como controlar mi corazón y sentimientos en público, nadie sabrá lo nuestro.

-Pero y si…

-Y si a pesar de todo nos descubrieran, siempre podemos decir que me cansé que el Ministerio me tratará como basura por ser licántropo a pesar de haber luchado todos estos años por parte de la luz y que el amor me hizo cambiar de bando. A Albus le agradaría tener dos espías en vez de uno.

-Harry nunca podría dar tan buena excusa.

-Cuando Harry no necesite excusas para poder estar contigo, yo le dejaré el camino libre… ahora sólo déjame estar contigo, Sev.

-Remus, no creo que sea bueno para ti estar con alguien que ama a otro. No quiero hacerte daño.

-Me hiciste daño al rechazarme hace 4 años y después anunciar a todos que era un hombre lobo. (1)

-Sabes que lamento eso… pensé que me habías mentido sobre Sirius.

-Lo sé- Se acercó a Severus y lo abrazó, al oído le dijo -No me hará daño estar contigo Sev, sólo me dará la oportunidad de amarte y llenar mi vida de buenos recuerdos.

-Rem…- Remus lo silenció con sus labios y compartieron un tierno beso.

-Sólo déjame amarte Sev.

-¿Estas seguro de esto? Será peligroso.

-Completamente. Nunca he estado más seguro en mi vida.

Viendo la sinceridad en los ojos dorados, que amó en su juventud, Severus besó profundamente a Remus, estrechándolo junto a su cuerpo, sintiendo el agridulce sabor de la poción matalobos y el chocolate, separandose de su boca dijo…

-Supongo que vale la pena intentarlo.

********************

Harry entró al despacho del Profesor de Defensa Contra las Artes Oscuras.

-Me llamó, Profesor Lupin.

-Siéntate, Harry, necesitamos hablar.

-Remus, si es por el veritaserum… yo… lo siento, sé que no debí hacerlo per…

-Descuida, Harry, entiendo muy bien las razones que te impulsaron a hacerlo, es de otra cosa de la que deseo hablarte.

Harry se extraño del tono tan serio de su profesor.

-¿Qué..?

-Severus y yo estamos juntos- dijo Remus de golpe.

-¡Qué!... P-pero... pero él…

-Yo le pedí que fuera mi novio y él aceptó.

-¡Pero él me dijo que me amaba!

-Y lo hace, Harry … eso no lo dudes.

-¡Que me ama!... ¿Cómo diablos me ama y al otro día acepta ser tu novio?… ¡¿Cómo puedes decir que él me ama?!

-Porque él mismo me lo dijo.

-Pero, ¿por qué está contigo ?... No entiendo…

-Simplemente ya está cansado de estar solo… ambos lo estamos.

-¡¿Y por qué entonces no sé quedo conmigo?!

-Creo que él ya te dio sus razones…

-¿Y esas razones no son válidas para ti también?

-Aunque no lo creas, no lo son… yo no represento tanto peligro para él, como lo harías tú...

-Vas a quitármelo…- dijo Harry con voz quebrada, poniéndose de pie y mirándolo con lágrimas en los ojos-. Vas a alejarlo de mí…

-No, no Harry… no es eso, no te lo estoy quitando… voy a cuidarlo por ti.

Harry se desplomó en la silla. ¿Cuidarlo por él? ¿Qué querría decir con eso?

-Escúchame, Harry, tú estudiaste a los hombre lobo, y algo me dice que le pusiste mucha atención a esa parte de la materia.

-Claro que le presté atención, yo quería saber todo lo posible de ti.

-¿Recuerdas lo que decía de los compañeros de un hombre lobo?

-Decía que un hombre lobo se enamora una sola vez en su vida… que sólo tienen una pareja en su vida…

Y al ir pronunciando aquellas palabras, Harry entendió la magnitud de todo ello.

-¡Oh, Remus…!

-Severus piensa que mi pareja era Sirius, pero Sirius sólo fue un gran amigo.

-No se lo has dicho.

-No he querido sacarlo de su error, no le he dicho que cuando estuvimos juntos por primera vez, cuando aún estábamos en Hogwarts, yo me enlacé a él, y que desde entonces ha sido mi única pareja. No quiero que él esté conmigo por obligación.

-Pero ahora…

-Ahora me ha aceptado porque la soledad al alejarse de ti es demasiado grande, sabiendo que te ama y no puede estar contigo… Yo sólo soy una alternativa… un vago consuelo.

-¿Y lo aceptas así?

-Tenerlo así es mejor que no tenerlo.

A Harry le dolieron aquellas sencillas y crudas palabras y sintió una gran pena por Remus.

-¿Para qué me has llamado entonces?... ¿Deseas que renuncié a él? ¿Qué te deje el camino libre? … Yo te quiero mucho, Remus, pero a él lo amo… no voy a rendirme.

-No vine aquí a hacer una declaración de guerra, Harry, sólo deseo hacerte una promesa

-¿Una promesa?- preguntó Harry, confundido.

-Prometo cuidar de él, Harry; se vienen tiempos difíciles, pero no voy a dejarlo solo, estaremos juntos pase lo que pase e intentaré que no sufra más de lo necesario… y cuando la paz regrese al mundo, yo lo dejaré libre… él será libre para volver a tus brazos.

Harry vió el cariño y sinceridad en aquellos ojos y quiso creerle... Severus lo amaba, él lo esperaría, mientras Remus cuidaría de Severus, el hombre que ambos amaban.

Y algún día.. .algún día, ellos volverían a estar juntos.


FIN




MUAJAJAJAJA… ¡SI LEYERON BIEN! ¡Deje A Sevy y Remus juntos! Lady Chibineko me pegara con su chibimaso, K kinomoto me dará de cocotazos, Carly Mackintong me amenazará con su pelapatatas gigante, Azalea me torturara, Calipso me dará de escobazos y de paso personalmete le disparará una bala de plata a Remus, las administradoras amenazaran con borrar mi historia y Ali realizará una manifestación junto a las demás para que cambie el capitulo final…¡Pero no pienso hacerlo! Porque hay otras personas como a quienes les gusta el lobito, le tienen compasión y no querían que se quedara solo (al igual que yo)…. A tod@s aquell@s que desean en estos momentos matar la autora… sólo me queda rogarles que: NO ME MATEN... AÚN ME QUEDA EL EPÍLOGO


(1) Si no recuerdan relean el capítulo 14.


^^ SU REVIEW ES MI SUELDO^^... Y TAMBIEN ACEPTO HOWLERS T-T
Debes INICIAR SESIÓN (login) o (registro) para poner un comentario.
Noticias
Recopilatorio Gratis "9 sonatas literarias!
Vamos a celebrar el Día del Trabajador con un nuevo libro homoerótico escrito por varias grandes autoras, algunas de las cuales las conocéis porque han publicado algunos de sus trabajos en slasheaven.

Son relatos cortos en los que hay de todo, misterio, romance, aventura… y todos y cada uno de ellos relacionado con una canción.

El título del recopilatorio es “9 sonatas literarias” y aquí os dejo los enlaces desde los que podéis descargarlos gratuitamente. Repito: ES GRATIS. Así que no sé a qué estáis esperando.

9 sonatas literarias


9 sonatas literarias


9 sonatas literarias




--Administrador en 01/05/14 - 09:03 pm 37 Comentarios
Guiones nick
Os pedimos que no utilicéis los guiones a la hora de poneros un nick, ya que está dando problemas cuando se ingresa en la cuenta y hay que cambiar el seudónimo eliminándolo.



Gracias por vuestra ayuda

--Administrador en 06/06/13 - 11:37 am 53 Comentarios
Nuevo libro:
Os queremos anunciar la publicación de un nuevo libro. Una historia original que está realmente bien y que merece que le demos un empujoncito

Esta es la web donde podéis encontrar el booktrailer y también los links donde se puede adquirir “Sangre y acero”

Os dejo un extracto del resumen, para ir abriendo boca: “En Fuego y Acero, la distancia entre el orgullo y el honor, la fuerza y la tiranía, el amor y el odio, queda reducida a cenizas por las intensas pasiones de sus protagonistas, que desafiarán incluso a su propio corazón para forjar su destino."

Fuego y Acero en Third Kind


--Administrador en 31/01/13 - 07:54 pm 134 Comentarios