¡Ayúdanos a mantener SlasHeaven con tus donaciones!

Si te gustan los originales, regístrate aquí para recibir alertas de actualización



¡Recomienda la historia a un amigo!
- Tamaño de texto +

Jueves 1° de Septiembre de 1938 - Hogwarts

19:24

-¡Primer año! ¡Primer año por aquí! -Un hombre bastante grande gritaba por encima de la multitud agitando los brazos. Una pequeña multitud de niños le siguieron. -Mi nombre es Ogg, soy el guardián de las llaves y terrenos de Hogwarts. Ahora suban a los botes, no más de tres por bote. -Se subió él mismo a uno y los botes navegaron por el lago. -Ahora van a tener su primera visión de Hogwarts, en tres... dos... uno...

Una serie de murmullos sorprendidos se extendieron entre los niños al ver el enorme castillo iluminado. Era... mágico. Tom no podía describirlo de otra manera, y la visión llenó su pecho del sentimiento de que efectivamente, iba a tener un lugar que podía llamar casa.

No prestó atención a Malfoy que iba con él en el bote, ni al otro niño de cabello rojizo que hablaba con él. Toda su expectación estaba puesta en Hogwarts. Cuando los reunieron en el Hall de Entrada, Dumbledore tomó el lugar de Ogg. Como vicedirector, le tocaba guiar a los niños hasta su selección. Podía escuchar los murmullos de los otros años detrás de unas enormes puertas.

-¿En qué Casa crees que vas a quedar? -Malfoy de nuevo.

-Supongo que en breve lo averiguaré. -Cayó en la cuenta de que nunca le había preguntado a Harry en que Casa había estado. ¿Qué era lo que le había dicho Harry sobre el sombrero? Le había costado decidirse. Por lo que había leído, y lo que Harry le dijo, no parecía un Hufflepuff, tampoco un Ravenclaw, era listo, pero no le gustaba mucho leer. Así que un Gryffindor o un Slytherin. Sabía que las Casas tenían Jefes que actuaban como los guías, pero si Harry hubiera sido uno, lo hubiera dicho, ¿verdad? No se habría guardado información tan importante.

No hizo caso a la mueca de descontento de Malfoy ante la respuesta, pensando que Harry le hubiera dicho si fuera Jefe de Casa por lo cual por más que no estuviera en la misma Casa de Harry no se estaría perdiendo de nada.

Finalmente entraron en el Gran Salón, y Dumbledore comenzó a llamar a los niños con una lista, sentarlos en un taburete y ponerles un sombrero encima. A algunos les tomaba más tiempo que a otros. Bagman, Ladon... Hufflepuff. Belby, Damocles... Ravenclaw. Crouch, Bartemius... Ravenclaw. Diggory, Miriam... Hufflepuff. Jorkins, Albert... Ravenclaw. Lestrange, Alphard... Slytherin. Longbottom, Algie... Hufflepuff. Longbottom, Enid... Slytherin. Lupin, John... Gryffindor. Malfoy, Abraxas... Slytherin. Moody, Alastor... Gryffindor. Morag, William... Hufflepuff. Mullet, Ethan... Hufflepuff. Mulciber, Minkar... Slytherin. Pince, Irma... Ravenclaw. Prince, Eileen... Slytherin...

Ya sólo quedaban Tom, dos chicos pelirrojos y una chica morena. -Riddle, Thomas. -Escuchó finalmente, y al dirigirse hacia el taburete, vio a Harry mirándole con una sonrisa desde la mesa de los profesores. Se sentó y un sombrero cayó sobre su cabeza para oscurecer el panorama. "Oh... una gran mente... sí... sed de conocimiento... ganas de superarse... Ravenclaw podría ser bueno para ti... pero, oh, espera... astuto... ciertos problemas con seguir las ordenes, eh? Mmm así que te agrada el profesor Potter... me agrada también... varitas hermanas y lengua Parsel? Caramba... ustedes dos sí que se parecen. Así que creo que lo mejor es decirte lo mismo que le dije a él. Para ayudarte en el camino a la grandeza, no hay duda que debes ser... SLYTHERIN"

La última palabra fue gritada en el Gran Salón, y el sombrero retirado de su cabeza. Con tranquilidad fue a la mesa de los estandartes verde y plata. Harry había sido un Slytherin también... Parsel... el legado de Slytherin...

Anne Troy fue clasificada para Ravenclaw, y Billius y Tessi Weasley pasaron por último al sombrero, ambos calificados para Gryffindor. El sombrero cantó una canción sobre aprender a estar unidos, el coro del colegio cantó la canción de Hogwarts, y el director Armando Dippet dio las instrucciones de lo que estaba prohibido hacer, junto con nuevas especificaciones del conserje Apollyon Pringle.

El prefecto de Slytherin, Barnabas Cuffe de sexto año estaba sentado cerca de los primeros años y comenzó a indicarles quienes eran los profesores. -Herbert Beery, profesor de Herbología y Jefe de Casa de Hufflepuff. Al lado el profesor de Historia de la Magia, Cuthbert Binns. Le sigue Horace Slughorn, profesor de Pociones y nuestro Jefe de Casa. Galatea Merrythought, profesora de Encantamientos y Jefa de Ravenclaw. Albus Dumbledore, profesor de Transfiguración, Jefe de Gryffindor y Vicedirector. Del otro lado del directo está Aurora Sinistra, profesora de Astronomía. Harry Potter, profesor de Defensa contra las Artes Oscuras. Silvanus Kettleburn, Cuidado de las Criaturas Mágicas. Esos son los profesores que ustedes tendrán luego están los profesores de materias optativas. Rolanda Hooch enseña Vuelo, Harfang Longbottom, Estudios Necrománticos. Callidora Black, Música. Lucinda Thomsonicle-Pocus, enseña Arte. Cassandra Vlablatsky, Adivinación. Bathsheda Babbling, enseña Runas antiguas. Walter Aragon, Aritmancia y Modircus Egg, Estudios Muggle. Esos que están ahí son Ogg el Guardián de los Terrenos, Apollyon Pringle, el celador, Herbert Spleen, el Sanador, y Jane Umbridge, la bibliotecaria.

Tom pensó que eso era un montón de nombres para memorizar. Centró su mirada en Dumbledore, que charlaba animadamente con Dippet y cuando los ojos celestes se centraron en los suyos se apresuró a quitar la mirada con una desagradable sensación. Notó a Harry mirándolo a él y a Dumbledore. Nuevamente había notado la forzada interacción entre ellos. No, a pesar de su carácter alegre, Harry no era ajeno a lo que pasaba a su alrededor.

El prefecto seguía balbuceando acerca de que las materias opcionales eran a partir de 3ro, salvo vuelo, y cosas así, que Tom ya sabía por haber leído el libro de Hogwarts. Cuando todos habían terminado de comer, Tom estaba más lleno que nunca, empezaron a retirarse a sus Casas. Echó una mirada a la mesa principal pero Harry ya no estaba. Siguió al prefecto, ahora lleno de magos, las esencias se mezclaban mucho y Tom no podía estar seguro donde estaba Harry. Hasta que de pronto sintió a alguien acariciándole el cabello. Sobresaltado iba a apartarse cuando notó que era su profesor de Defensa, que caminaba a su lado, hablando con Slughorn mientras acariciaba su cabello con aire ausente, como si tuviera el hábito.

-¿Un nuevo alumno? -Preguntó el Jefe de Casa al notar la acción del joven.

-¿Uh? -Por un momento Harry lo miró desconcertado. -Ah, sí. Thomas Riddle. -La mano se movió a su hombro, deslizándose por el cuello. -Sr. Riddle, permítame presentarle a su Jefe de Casa y profesor de Pociones, el profesor Slughorn. Si alguna vez tienes una duda de pociones, no dudes en acudir a él, porque yo soy un desastre.

El otro profesor soltó una carcajada. -Tonterías, tonterías. Está claro que no te gusta mucho hacer pociones, pero tampoco eres tan malo, Harry. Y dime, ¿de dónde conoces a éste alumno?

-Nos cruzamos en el Callejón Diagon para nuestras compras. -El otro pareció un poco desconcertado de la familiaridad por sólo conocerse así, y Tom anotó un punto a su favor.

Todos fueron camino a las mazmorras hasta que Harry se detuvo. Tom se frenó también. Estaba esperando para poder hablar con él. -Vaya, sr. Riddle. Su Jefe de Casa da un discurso todos los años, y además debes estar cansado de tanta excitación. La visita puede esperar hasta mañana.

Tom no quería irse, pero había sido claramente despedido. Se giró a mirar una vez más y vio a Melinda Bobbin, prefecto de Ravenclaw de sexto año, hablando con el profesor Potter mientras se movía de una forma tímida y se sonrojaba ante la sonrisas recibidas. El niño rodó los ojos y se marchó algo molesto.

Slughorn dio un discurso sobre ayudarse entre sí, que las disputas entre compañeros nunca deben salir de la sala común... nada que Tom no esperara, por lo cual, una completa y absoluta pérdida de tiempo.

Compartía el dormitorio con Malfoy, Lestrange y Mulciber. Su cama era la más lejana de la puerta, eso le complació. Cuando llegó vio su maleta en ella y de golpe notó todo el cansancio que sentía. Harry tenía razón. Se cambió con rapidez y cayó dormido en la cama sin siquiera meterse debajo de las sábanas.


Viernes 2 de Septiembre de 1938 - Hogwarts

06:01

Tom era una persona madrugadora, descubrió que los otros Slytherin también, sin embargo él lo era aún más. Estaba bañado y vestido para cuando los demás intentaban medio dormidos prepararse, y bajó a desayunar. Harry no estaba en la mesa de profesores, y eso lo apagó un poco. Después de comer vinieron los horarios, él no tenía defensa ese día, tendría que esperar al lunes.

La mayoría de las clases eran compartidas con otra Casa, excepto Astronomía, y Vuelo la tenían todos juntos. Compartían con Ravenclaw Herbología y Transfiguración. Con Hufflepuff, Historia y Encantamientos. Y con Gryffindor, Pociones, Cuidado de las Criaturas Mágicas y Defensa Contra las Artes oscuras.

Notó que Vuelo y Astronomía sólo tenían una hora semanal, mientras que Historia y CCM tenían dos y todas las demás tres horas semanales.

Llegó a los terrenos para asistir a CCM primero que todos, excepto el profesor. Silvanus Kettleburn. Entre Gryffindor y Slytherin eran 10 alumnos. Les pidió dividirse en 5 equipos, Enid Longbottom y Eileen Prince, las únicas dos chicas de Slytherin ese año se pusieron juntas. Alphard Lestrange se juntó con Abraxas Malfoy, y a Tom le quedó Minkar Mulciber para formar equipo. Los chicos Weasley se pusieron juntos y John Lupin con Alastor Moody.

Tom estudió un momento a Mulciber, tenía cabello corto negro, que se iba hacia varias direcciones, aparentemente por uso de gel, ojos café y estatura media. Nada del otro mundo. Luego se fijó en su objeto de estudio. Un gusamoco. Está bien que no quería que nadie saliera lastimado, ¿pero no había nada más interesante que un gusano de charca que apenas se mueve, come lechuga y no puedes distinguir cual es la cabeza y cual la cola?

Suspiró mientras hacía un dibujo del bicho, y la mano de Mulciber tendiéndole una lechuga. -Creo que estás intentando darle de comer por la cola. -Apuntó Tom y Mulciber se largó a reír.

-¿Cómo puedo saberlo? En lo que a mí concierne podría estar muerto y no notaría la diferencia.

Tom miró un momento el bicho y lo picó con la pluma, haciendo que se mueva un poco. -Aún vive... lamentablemente. -agregó por lo bajo, y el otro Slytherin le mandó una sonrisa cómplice.


Viernes 2 de Septiembre de 1938 - Pasillos de Hogwarts

10:06

Era cambio de hora y estaban yendo el grupo de seis Slytherin de primer año hacia su primera clase de encantamientos. De pronto se escuchó un gran ''splash'' y Eileen Prince gritó largo y agudo al haber sido completamente empapada. Las risas flotaron en el corredor y Tom buscó a los lados buscando por el atacante, pero no vio ninguno. Otro ''splash'' y Lestrange tuvo todo su cabello largo y rojizo pegado contra la cara.

La boca de Tom se contrajo un poco, la verdad es que ver a los pura sangre tan estirados tener un chapuzón así lo tentaba un poco a reír. Los demás ya estaban en posición defensiva, pero no veían a su atacante.

-¡PEVEES! -Una voz atronadora resonó en el pasillo. Masculina, potente y demandante. Ojos verdes se entrecerraron -¡Diffindo! -La varita se movió y un grito asustado salió cerca del lugar donde había intentado cortar.

-¡Estás loco, Potter! ¡Podrías haberme cortado!

Una sonrisa maligna se instaló en el rostro de Harry por primera vez desde que Tom lo conociera. -Esa era la idea Pevees. Tú creíste que los chicos nuevos necesitaban un baño, yo creí que necesitabas un nuevo corte de cabello. Ahora ¡LARGATE! -Bramó levantando la varita y Pevees huyó volando.

Harry se acercó a ellos con una sonrisa. -Pevees es un poltergaist. Le gusta molestar a los primeros años porque todavía no os sabéis defender. Pero espero cambiar eso pronto. -Tocó la cabeza de Eileen y Alphard una vez y ambos sintieron sus ropas y cabellos secarse. -¿Están todos bien? -Los chicos asintieron y el profesor notó que Eileen seguía temblando un poco, con un movimiento de varita le echó a la chica un encanto de calentamiento. -¿Mejor, señorita Prince? -La chica se sonrojó y asintió agradecida. -Entonces sugiero que continúen antes de que lleguen tarde a su próxima clase. -Le guiñó un ojo a Tom y volvió por donde había salido.

Los chicos notaron que Pevees había elegido mal el lugar para emboscarlos, demasiado cerca del aula de Defensa, probablemente el profesor había escuchado el grito de Eileen.

Encantamientos con Galatea Merrythought fue mucho más divertido que CCM, y Tom había estado muy orgulloso de ser el primero en haber levitado su pluma y ganado cinco puntos para Slytherin.

Pronto fue la hora de comer y Eileen y Ednid comenzaron a charlar con Walbunga y Lucretia Black, de segundo año sobre el galante profesor de Defensa. Tom rodó los ojos hasta Alcor Avery, del mismo año que ellas, se unió al debate diciendo que a él tampoco le molestaría tener una ''movidita'' con el profe. Se congeló ante eso y frunció el ceño. Cetus Rosier que estaba sentado a su lado, de segundo año también, lo miró un momento -¿Acostumbrado al modo muggle? La homosexualidad no está mal vista exactamente... es sólo que se esperan casamientos entre hombre y mujer para mantener la especie.

Tom asintió, en agradecimiento a la aclaración. -¿Pero no es un poco... viejo? -Realmente no creía eso, pero sentía la necesidad de preguntarlo.

Eridamus Nott alzó una ceja. -Veintisiete años tiene. Está entre los más jóvenes de los profesores, además... esa túnica esconde mucho cuerpo...

En ese momento entró el susodicho, enfundado en una túnica blanca de cuello alto con rebordes en negro. Ajustada en el pecho y abierto por debajo levantando vuelo al caminar, el profesor parecía una visión. No había llevado esa ropa antes, y Tom tuvo que luchar por no quedarse con la boca abierta. Si Harry se veía atractivo en ropa muggle, en ropa de magos se veía distinguido y deseable. Los ojos del joven profesor fueron a pasar a la mesa de Slytherin esbozó una sonrisa. Iba a sentarse en la mesa de profesores, pero la profesora Cassandra Vablatsky de adivinación lo llamó y aparentemente comenzó a leerle la mano.

Las chicas soltaron risitas imaginando lo que podía ser del futuro del joven profesor, y de pronto varios profesores miraron hacia ellos y Harry comenzó a sonrojarse. Las chicas soltaron grititos. Tom, que había gustado siempre de observar a la gente, intentó leer los labios de la mujer. No pudo captar todo, puesto que ella no miraba hacia donde estaba él, pero sí le quedó claro que hablaba de un romance.

Dejó de mirar la mesa de profesores cuando un aleteo cerca de él llamó le llamó la atención. Una lechuza blanca como la nieve estiró la pata hacia él. -¿Hedwig? -La lechuza ululó en afirmación y Tom tomó la carta reprimiendo una sonrisa. El ave no esperó a respuesta sino que se marchó. Los otros Slytherin lo miraron curiosos y Tom se guardó la carta, comió con rapidez lo que le quedaba y salió del Gran Salón. Dentro de poco tenía Pociones, pero todavía llegaba a ir a buscar los libros y leer la carta en el ínterin, el aula de Pociones estaba cerca de la Sala Común. Se sentó en su cama en la habitación vacía y abrió la carta.

Sr. Riddle:

Me alegra ver que ha sobrevivido a su primer día de clases... seco. Pareces estar manejando muy bien a tus compañeros, mis felicitaciones. Te dije que cualquier cosa que necesitaras estoy disponible, pero no te he dicho donde están mis habitaciones. Saliendo de la Sala Común, el pasillo de la izquierda, doblas en el segundo pasillo y caminas hasta ver del lado derecho un cuadro de una serpiente. La contraseña es "Quid agis". Siéntete libre de pasar cuando lo desees.

Tuyo,

Harry

Tom sonrió, el retrato era una serpiente, no iba a tener problemas de pasar con o sin la contraseña, ahora estaba seguro.


Viernes 2 de Septiembre de 1938 - Puerta de las habitaciones del Profesor Potter, Hogwarts

20:27

Tom había tenido un buen rato en Pociones, había hecho pareja con Malfoy y habían logrado exitosamente terminar con su poción para curar los Forúnculos. Había cenado y ahora estaba en frente a la puerta de Harry nerviosamente. -Quid agis. -Dijo la contraseña, el retrato se hizo a un lado y Tom pudo ingresar.

Ingresó a una sala de estar con mullidos sillones forrados de una tela suave y levemente brillante que Tom no reconoció. El color de éstos era azul verdoso, casi el mismo tono que los ojos del niño. Había una mesita baja entre ellos con un mantel verde oscuro cruzado en diagonal, de manera que se veían las cuatro puntas desnudas de la mesita.

Un poco más lejos había un escritorio con plumas de varios tipos y colores, llevaba un mantel del mismo color y forma que la mesita. Había pergaminos enrollados y un portarretratos que mostraba a tres niños un poco más grandes que Tom. Una niña con el pelo espeso y rizado, vistiendo un traje de Ravenclaw abrazaba a un niño con el cabello de cuervo levantándose para todos lados de manera natural, con unos feos anteojos de marco grueso y negro que hacían poco por mostrar sus ojos verdes y una cicatriz en forma de rayo parecía brillar en su frente, llevaba la corbata de Slytherin algo desarreglada y en su otro hombro se apoyaba un chico con sonrisa de modelo, brillantes ojos azules y cabello negro lacio, se había sacado la corbata de Slytherin y la sostenía en la mano.

Sin duda los tres chicos que habían grabado sus iniciales en el Expreso. El tiempo le había hecho un gran bien a Harry. Tom se preguntaba cómo habían hecho para lograr que la fotografía tuviera color y se moviera, no tenía tanto color como los retratos, era ligeramente amarronado, pero aún así se distinguían los colores.

Vio un gran retrato encuadrado en oro, sumamente ostentoso encaramado en la pared sobre una gran chimenea. Se preguntó de quién sería, pues no tenía nombre, y no había nadie allí. Había notado que los cuadros tenían esa curiosa capacidad de moverse de un lado a otro, algunos sólo lo hacían entre sus propios retratos y había visto otros correr en retratos ajenos. Tom todavía no estaba seguro de porque esa distinción, era una de las tantas preguntas que tenía que hacerle a Harry.

Se dirigió hacia la puerta del lado opuesto a la chimenea y la abrió lentamente. La habitación tenía un gran armario empotrado a la pared, una cajonera sobre la cual había más retratos, una enorme cama con sábanas de seda negra y encima de ella sobre la pared el escudo de la familia Potter, moviéndose como si fuera un retrato.

Harry estaba sobre la cama, con un brazo debajo de la cabeza y un libro en la mano. La túnica blanca se desplegaba sobre las sábanas negras como un lirio yaciendo sobre la tierra. Tom centró sus ojos en el título del libro, agudizando la mirada. "Ritos Prohibidos: Manual Necromántico del Siglo XV, por Richard Kieckhefer". Con libros como esos, a Tom no le extrañaba que Harry no prestara atención a libros sobre las líneas de sangre, pero bueno, después de todo para ser profesor de Defensa debía de estudiar las Artes contra las que hay que defenderse, ¿no?

Antes de entrar tomó un hondo respiro, sintiendo el aroma de Harry entremezclado en el ambiente de la habitación, era algo relajante. Dio unos pasos y Harry bajó el libro para dedicarle una sonrisa. No parecía sorprendido de verlo, Tom se preguntó si era porque lo esperaba o porque tenía alguna clase de hechizos de detección puestos para saber quien entraba.

Harry cerró el libro de necromancia dejándolo en la cama y el mago más joven de pronto se sintió algo nervioso y se dedicó a mirar las fotografías para quitar la vista de la cama. Una de ellas era el equipo de Quidditch de Slytherin, estaban todos embarrados y sudorosos, pero con sonrisas de satisfacción en el rostro. Pudo reconocer a Pollux con un brazo sobre Harry y éste con la snitch volando alrededor. Otro de las fotografías mostraba un hombre muy parecido a Harry pero con los ojos marrones y una mujer pelirroja con los ojos de Harry, ellos tenían un bebé en los brazos. Otra de las fotografías mostraba a Pollux, Hermione y Harry ya crecidos, con túnicas elegantes, Tom pensó que los años también habían favorecido a los otros dos. Había una fotografía más donde estaban sólo Harry y Dumbledore, con el profesor mayor sosteniendo a Harry de un hombro.

Notó que entre los portarretratos había una pequeña caja de vidrio con base de madera, sobre ella estaba descansando una pelota dorada con alas, y sobre la madera había una chapa de metal del mismo color que dictaba "Buscador estrella 1925".

Harry había esperado pacientemente y en silencio a que Tom se quedara sin nada para inspeccionar. Definitivamente había aprendido cosas nuevas sobre su profesor visitando sus habitaciones. Al inspeccionar de nuevo al susodicho notó algo moviéndose debajo de la túnica de éste y de pronto entre los pliegues de la túnica blanca surgió una cabeza escamosa.

Tom abrió la boca de asombro, era la serpiente más rara y hermosa que había visto nunca. Las escamas se paraban como picos hacia arriba, recordando graciosamente el pelo de cuervo de Harry cuando llevaba el cabello corto, del lado de abajo la serpiente era amarillenta, pero hacia el medio las escamas variaban, convirtiéndose las puntas en anaranjadas comenzando a mezclarse con violeta hacia que el lomo era violeta con apenas tintes anaranjados en las puntas, aquí y allá. Sus ojos eran como una extraña joya, de esas que según la luz brillan, y el color era verde azulado con la típica característica de la pupila rasgada.

:: ¿Ess esste humano del que me hablasste, Harriss? ::

:: Ssí, Sscylla, él ess Thomass ::

La serpiente comenzó a salir del cuerpo de Harry donde se había enrollado y Tom notó que medía cerca de un metro y medio. Bajó hacia el suelo y el profesor miró pacientemente como se enroscaba la pierna del niño. Los tres estaban en silencio. Los ojos verdes estaban fijos en las reacciones de Tom, pareciendo buscar algo. Tom por otra parte estaba acostumbrado a las serpientes por lo cual no se asustó, la parte de su cerebro que no estaba fascinada con la serpiente enroscándose en su cuerpo, le dijo que probablemente eso llamó la atención de su profesor.

Cuando la serpiente terminó de enrollarse había subido hasta estar frente al cuello de Tom. Una larga lengua surgió y lamió el cuello. :: Huele exquissito... como tú... ::

Las palabras iban dirigidas a Harry quien asintió con una sonrisa astuta, muy Slytherin, se balanceó con las piernas y bajó de la cama de un salto. Se acercó al niño y se arrodilló en frente antes de hundir el rostro en el cuello de Tom y olerle. :: Tieness raszón... huele muy bien... :: murmuró en el cuello del niño haciendo que la cara de Tom ardiera en rojo.

Harry subió un poco la cabeza y le susurró al oído :: ¿Dejass que cualquiera te huela, sseñor Riddle, o ess ssólo un privilegio por entender la lengua de lass sserpientess? ::

Tom tragó saliva, Harry lo estaba probando, pero aún así no pudo evitar el escalofrío que le recorrió ante las palabras en ese idioma. No había querido engañarle, pero ahora se dio cuenta de que tanta proximidad era para estudiar su reacción y estar seguro, muy Slytherin sin duda. :: Nunca preguntasste. :: respondió en un tono culpable.

-No lo hice, tienes razón. -Respondió Harry asintiendo con una sonrisa mientras se alejaba. Tom contuvo un suspiro de alivio, lo había puesto tremendamente nervioso con esa actitud y proximidad.

:: Otro hablante... ya era tiempo... esstabass muy ssolo... ::

:: Tengo amigoss, Sscyla :: respondió Harry en un tono que hacía parecer que había repetido eso un millón de veces.

:: Yo no he dicho que no, Harriss ::

Harry frunció el ceño sin comprender, Tom en cambio, que no tenía esa inocencia Gryffindor de Harry entendió que Scyla no se refería a la clase de compañía que podían darle sus amigos, sólo quedaban dos posibilidades quitando eso.

:: ¿Cuántass primaverass hass vissto, Thomass? :: preguntó la serpiente.

:: Onssce. Cuando el año muere ess el día en que nasscí. :: Tom respondió de manera tranquila, pareciendo acostumbrado a expresarse con serpientes.

-¿El treinta y uno de Diciembre? -Preguntó Harry y Tom asintió.

:: Mi cría nassció cuando muere el sséptimo mess. :: anunció la serpiente y Tom entendió que se refería a Harry. :: Ahora Thomass va a sser cría de Sscyla también, Sscyla va a recordar nasscimiento de ssuss doss críass. :: El niño confirmó lo que había deducido antes de que la serpiente no lo veía como amigo de Harry sino algo distinto, pero aún no estaba seguro qué.

-Bienvenido a la familia, -dijo Harry divertido sentándose en la cama, dio unas palmaditas a su lado en invitación.

Tom fue a acercarse, algo tímido, pero se dio cuenta de que con la serpiente era un poco difícil moverse. Entonces Harry se paró, y para mortificación de Tom, le tomó en brazos y lo dejó en la cama. Scyla siseó contenta y se enroscó en Harry también, forzando al niño a quedarse cerca.

Harry acarició ausente la cabeza de la serpiente y comenzó a preguntarle a Tom acerca de las clases. El niño poco a poco comenzó a contarle. Luego la conversación pasó a sus compañeros, Harry mostró un poco de preocupación por el desdén de Tom hacia relacionarse, pero Tom nunca había sido un niño muy sociable.

Tom a cambio le preguntó sobre las fotografías. Así descubrió que Harry tenía un talento innato para el Quidditch, que aparentemente venía incluido en la línea Potter, que había logrado un puesto en Slytherin desde su primer año y al salir le habían ofrecido un puesto en varios equipos de Quidditch. Se sorprendió al saber que había aceptado un puesto en los Chudley Cannons, jugó una temporada con ellos pero su ritmo de entrenamiento, los fans y la comercialización hicieron darse cuenta que Harry prefería volar por su cuenta, y dejó el equipo.

Tom le preguntó si tenía fotografías y Harry le mostró un poster de todo el equipo del año 1929, con todo el equipo volando por el poster y las letras del nombre del equipo brillando. El uniforme del equipo era naranja brillante y Tom notó que por esa época Harry se había sacado los anteojos pero seguía teniendo el cabello corto. El profesor aún conservaba en el armario el traje de Quidditch de los Chudley y estaba firmado por todos sus compañeros de equipo y el entrenador. Ese año habían ganado la Copa gracias a Harry.

Después de eso, Harry le contó, que había entrado a la academia de Aurores, Defensa contra las Artes Oscuras siempre había sido su clase favorita y en la que mejor se destacaba. Se graduó con excepcionales notas y pasó a formar parte del cuerpo. La capacitación había durado un año, luego pasó cinco años sirviendo y dos años atrás había recibido la oferta de Dumbledore para tomar el puesto de profesor de Encantamientos, ya que el anterior se había retirado. Harry no había estado seguro de ello, pero un tiempo después le propusieron enseñar Defensa y aceptó de inmediato.

Resultó que Dumbledore había hablado con el cuerpo docente respecto a la posible negativa de Harry a enseñar y la profesora Merrythought que ahora enseñaba Encantamientos, en ese entonces era la profesora de Defensa, declaró que le vendría bien un cambio de aires de lo lúgubre que era su materia y tomaría ese puesto para dejarle a Harry lo que en verdad le gustaba. Ahí se enteró que los sábados en Hogwarts había un Club de Duelo y que Harry y Merrythought eran los principales coordinadores, aunque de cuando en cuando otros profesores se sumaban, en especial cuando se llevaba a cabo el campeonato de Duelo.

Eso llevó a que Harry le contara los Clubs que había en Hogwarts. Tom descubrió que eran un montón. El de Duelo, de Encantamientos, de Arte, de Música, de Gobstones, de Ajedrez Mágico, de Lectura y el Slug Club eran los más notables ya que estaban todos organizados por profesores, salvo el de Gobstones, de Ajedrez Mágico y Slug Club los otros eran para estudiar realmente. El Slug Club era un evento social para hacer conexiones entre personas bien acomodadas y los profesores en el Club de Gobstones y Ajedrez pasaban el rato por justo a los juegos. Dependía del profesor la manera en que accedías y las reglas del mismo.

Tras ello Tom preguntó por los amigos de Harry que vio en las fotos. Él le contó que Hermione era una nacida de muggles muy lista, que había estado en Ravenclaw, se había integrado muy bien al Mundo Mágico y consiguió unas excelentes calificaciones en sus exámenes que le permitieron acceder al Ministerio en el Departamento de Aplicación de la Ley Mágica. Hoy ocupaba el venerable puesto de miembro del Wizengamot. El ojiverde le dijo con aire divertido que creía que tenía un romance con Cuthbert Mockridge del Departamento de Regulación y Control de las Criaturas Mágicas, el hombre era más grande que ella pero a Harry le caía muy bien.

Pollux por otro lado había estado en el mismo año que él en Slytherin, hijo de Cygnus Black y Violetta Bulstrode, le costó un poco ver que no era un crimen que fuera mestizo, pero luego de eso le dio su amistad incondicional. Tuvo un matrimonio arreglado, con Irma Crabbe, ella era más grande que él por 3 años así que se casaron cuando Pollux aún estaba en la escuela y tuvo su primer hija a los 15. Tom estaba horrorizado. Esa hija era Walbunga Black, una de las chicas de segundo año. Cuatro años después nació su segundo hijo Cygnus Black II, que aún le faltaban dos años para asistir a Hogwarts. Actualmente Pollux era un Gobernador de Hogwarts, que era una junta de padres prominentes que decidían cambios que debían hacerse en el colegio, donaban fondos y controlaban que hacía el colegio con ellos. Y trabajaba en el departamento de Cooperación Mágica Internacional del Ministerio como Embajador.

Entonces Tom preguntó sobre los padres de Harry, los nombres ya los sabía. Se enteró que James Potter había estado en Gyffindor, y que había sido Auror al igual que Harry (quien conservaba la licencia a pesar de no estar en servicio), y su madre había sido una Ravenclaw que trabajaba en el Departamento de Misterios, departamento en el cual nadie sabía lo que hacían. Ellos vivían en el Valle Godric y Harry había mandado a reconstruir la casa, y actualmente vivía en ella cuando no estaba en Hogwarts. En este punto se enteró que el Valle Godric era un pueblo mágico como Hogsmeade, y que tenía cerca de una docena de casas, los Dumbledore, Wright, Bagshot, Abbott y Smeek vivían allí también.

Entonces Harry miró la hora. -¡Merlín, Tom! Son las dos de la mañana casi. - Se levantó de la cama donde estaban acostados y Scylla protestó, desenrollándose de Tom a regañadientes. -Ven, voy a acompañarte, si te agarran a estas horas en los pasillos a estas horas... -Se levantó y pasó una mano por la espalda de Tom que de pronto se dio cuenta de que sí estaba cansado, pero había estado todo ese tiempo absorbiendo la información que Harry le proporcionaba.

Se movieron rápido por los pasillos, no estaban lejos realmente, pero el toque de queda era a las 9 de la noche, si lo agarraban lo castigarían. Tom se dio cuenta de que Harry no hacía ruido al caminar, tenía la gracia de un gato, era como si se deslizara. El retrato se abrió sin pedirle la contraseña a Harry y lo acompañó hasta la puerta de su cuarto. -Dulces sueños, Tom. -susurró Harry antes de revolverle el cabello y cuando Tom entró, Harry desapareció por el pasillo.

Notas finales:

Notas del Autor:

Gracias por todos los vociferadores y amenazas de muerte, han sido muy cándidos XD. Lo cierto es que unos familiares míos han tenido problemas y me vi arrastrada por la marea, casi no he estado en casa. Lamento la tardanza.

Bueno, creo que esta vez hasta los ávidos de información quedaron mareados. Pero no se preocupen, si luego de releer el capítulo 4 veces seguidas aún no logran entender todo eso... he armado una guía para los perdidos XD Link: latil-maharet3 . livejournal . com / 1732 . html (quitenle los espacios) contiene el horario de Tom, el Staff y los alumnos que se conocen.

Espero que les haya gustado el capi, que se mareasen mucho, pero que se divirtieran más. Ohhh casi lo olvido, una foto de Scylla: http : / i268 . photobucket . com /albums/jj32/Latilsita/hairy_bush_viper_01 . jpg Oh, y la mayoría de los datos que doy son sacados de cosas que ha dicho o escrito J.K. en la guía hay varias aclaraciones al respecto.

Debes INICIAR SESIÓN (login) o (registro) para poner un comentario.
Noticias
Recopilatorio Gratis "9 sonatas literarias!
Vamos a celebrar el Día del Trabajador con un nuevo libro homoerótico escrito por varias grandes autoras, algunas de las cuales las conocéis porque han publicado algunos de sus trabajos en slasheaven.

Son relatos cortos en los que hay de todo, misterio, romance, aventura… y todos y cada uno de ellos relacionado con una canción.

El título del recopilatorio es “9 sonatas literarias” y aquí os dejo los enlaces desde los que podéis descargarlos gratuitamente. Repito: ES GRATIS. Así que no sé a qué estáis esperando.

9 sonatas literarias


9 sonatas literarias


9 sonatas literarias




--Administrador en 01/05/14 - 09:03 pm 37 Comentarios
Guiones nick
Os pedimos que no utilicéis los guiones a la hora de poneros un nick, ya que está dando problemas cuando se ingresa en la cuenta y hay que cambiar el seudónimo eliminándolo.



Gracias por vuestra ayuda

--Administrador en 06/06/13 - 11:37 am 49 Comentarios
Nuevo libro:
Os queremos anunciar la publicación de un nuevo libro. Una historia original que está realmente bien y que merece que le demos un empujoncito

Esta es la web donde podéis encontrar el booktrailer y también los links donde se puede adquirir “Sangre y acero”

Os dejo un extracto del resumen, para ir abriendo boca: “En Fuego y Acero, la distancia entre el orgullo y el honor, la fuerza y la tiranía, el amor y el odio, queda reducida a cenizas por las intensas pasiones de sus protagonistas, que desafiarán incluso a su propio corazón para forjar su destino."

Fuego y Acero en Third Kind


--Administrador en 31/01/13 - 07:54 pm 123 Comentarios