REVENGE (La Venganza Sólo Puede Traer Amor) por TaoShirou
Resumen: {MY CHEMICAL ROMANCE}{FRERARD} Está destrozada, su alma está perdiéndose en el abismo de su propio corazón. Venganza, venganza es lo único en lo que puede pensar ahora... y en toda su pesadilla las figuras sacrificadas sólo saben perdonar.
Categorías: Famosos - RPS, Músicos Personajes: Ninguno
Géneros: Angustia, Drama, Horror, Romance, Tragedia
Advertencias: AU=Universos Alternos, Muerte de un personaje, Tortura, Violencia
Desafíos: Ninguno
Series: Ninguno
Capítulos: 1 Completo: No Palabras: 1509 Lecturas: 514 Publicado: 07/09/08 Actualizado: 07/09/08
Notas de la historia:
V-E-N-G-A-N-Z-A, teñida con un superfluo amor. ¿Cómo es que uno conoce sus verdaderos sentimientos cuando más está hundido en la confusión?

1. "Trazando Un Plan Con Sangre" por TaoShirou

"Trazando Un Plan Con Sangre" por TaoShirou
Notas del autor:
La primera puñalada a su corazón comienza ahora.
"She was nothing more than a game to me... anyway"Semi-Fiction, The Fall of Troy  Los largos pasillos para encontrarse con la sala donde la banda siempre solía ensayar. Corriendo y acelerando su paso para llegar pronto a donde él se encontraba... su Mikey. Se detuvo de corto cuando una idea llegó a su cabeza: le sorprendería, le encantaba ver su rostro encendido por la emoción repentina. Abrió un poco la puerta, para saber dónde estaba, y de pronto supo que algo andaba mal. Su querido Mikey, su prometido, su novio desde hace años abrazaba con amor a otra persona que no era ella. Eso no era de amigos, ni siquiera de más que hermanos... eso era un lazo fuerte, demasiado para ella. Cada facción de Michael era nueva para ella, no era la alegría que mostraba siempre que estaban juntos, ¡era mucho más grande que eso! El rostro de aquél que tenía el corazón de Way en sus manos se acercaba cada vez más al del otro, y Alicia no pudo más... salió de ahí tan rápido como sus piernas se lo permitían. Estaba llorando de furia, de vergüenza, de tristeza, ¿cómo pudo haberle hecho algo tan horrible a ella que sólo sabía entregarle su corazón sin disimulo? Dobló en una esquina y entró a uno de los callejones para ocultarse y llorar libremente. Su alma yacía destrozada por el engaño, se sentía tan sucia por dentro, sentía que su corazón se iba diluyendo como polvo de estrellas en el mar. Golpeábase una y otra vez en los muros, arrancándose los cabellos con dolor, ¡¿por qué tenía qué pasarle a ella?! Jamás lo pensó de un joven tan amable y bueno como Michael Way... o quizás... si... Ray Toro le había seducido como una víbora ponzoñosa y metido cada sentimiento sucio a la cabeza, le había envenenado el alma y corazón. Esto no se quedaría así. Tendría qué haber una manera de vengarse. Ella la encontraría, encontraría la forma de hacer pagar a Toro cada beso, cada caricia que le había robado.  *****  Llegó a su casa, encontrándose a su hermano que la miraba con preocupación. Quiso decirle, pero lo mejor era que no se enterase. Después de todo, no quería precipitar las cosas hasta que se calmase y meditara lo sucedido... y claro, hasta que consumara su venganza. -Al... ¿estás bien? ¿te pasó algo? - Frank le pasaba su mano amistosamente sobre su brazo. -Si, lo que pasa es que me entere que una amiga chocó anoche y pues... estoy muy preocupada por ella - Mintió. Frank no conocía a la mayoría de sus amigas. -Ah, ya veo. ¿Y está bien? -La están atendiendo - sonrió - ¿ya cenaste? -Fui con Gee a comprar unas hamburguesas - Alicia se dirigió a su habitación sin antes desearle un "buenas noches" a su hermano.  No sabía qué iba a hacer cuando Mikey llegara a la casa, puesto que como prometidos, habían decidido vivir juntos hacía unos meses. Cerró con seguro la puerta y se tiró a su cama a llorar un poco. El golpe había sido muy fuerte, y de tan sólo pensar en su novio hacía que comenzara a llorar. Estaba lloviendo, y el frío se colaba por las rendijas del balcón. Era invierno... a ella le gustaba mucho el invierno, y parecía que ahora le recordaría algo malo, algo horrible que honestamente no creía merecer. Alguien tocó detrás de su puerta, ya sabía quién era. Pero cómo hablarle, cómo mirarle a aquél que antes amaba, y que ahora odiaba. -Alicia, ¿puedo pasar? ¿o te estás cambiando? - le preguntó con tono de burla, pero ella sabía perfectamente que en el fondo se reía de ella, la ilusa que creía que eran algo realmente. Se secó los ojos y curvó una sonrisa... no estaba lista para enfrentarlo. Abrió la puerta y le dejó pasar. -Perdón, es que estaba terminando de arreglar unas cosas... -¿Te sientes bien? - decía por los ojos rojizos y las mejillas con rastros húmedos - Frank me contó del accidente, lo siento mucho - intentó abrazarla, pero ella simplemente se apartó buscando algo en uno de sus cajones. -No hay problema, ya está mejor - su tono era un tanto frío, más que en otras ocasiones cuando algo la hacía enfadar, pensó que quizás era por lo de su amiga. Tal vez no era el mejor momento para acompañarla. En ocasiones como esa era mejor la soledad. -Bueno, te dejo - Alicia sintió esas palabras clavarse como una estaca helada, y sin querer sus ojos se llenaron de lágrimas - estaré abajo por si necesitas algo - ¿Abajo de Ray? pensó Simmons. Salió de la habitación no sin antes depositar un beso corto sobre su mejilla, y ahora le daba tanto asco todo lo que tenía qué ver con él. Se tiró en la cama con enfado y hundió su rostro en la almohada ahogando sus gritos. Maldecía, trituraba cada palabra de su "prometido" mentalmente. Quería que muriera, quería que ambos desaparecieran de su vida y sufrieran el tormento que ella estaba viviendo... tenía deseos de clavar sus manos sobre sus cuellos, de ver correr su sangre... y le daba miedo, porque no era ella, esa no era su manera de ser. Cerró sus ojos y dejó que el sueño la invadiera... quería que todo fuera una pesadilla y que, al despertar, no habría nada qué temer, nada qué aborrecer. Que se riera de todo como si de una mala broma se tratara. Pero a punto de dormir el teléfono sonó cruelmente con su ruido tan molesto que lo caracterizaba. Tomó el auricular... aunque como siempre se repetía que debía pensar las cosas dos veces. Era la voz de Ray, hablando con Michael. Guardó silencio. -¿Entonces qué dices? - ese era Raymond, con su típico áspero tono de voz. -Es que mañana vienen de visita los padres de Alicia, ya habíamos quedado desde la semana pasada, no puedo faltar - ¿qué? ¿acaso no podía verse mal frente a sus padres? si con ella ya había sido diez veces más sucio. Como si fuera tan inocente - además se van a quedar a dormir. -Pues yo voy mañana con Frankie y en la noche cuando se duerman nos escapamos un rato, ¿qué te parece? -Está bien. Entonces nos vemos hasta mañana - Ambos colgaron. Estaba harta de que jugaran a ser los amigos y enjugaran sus manos... ella no sería otra de sus burlas, ¿desde cuándo tenía que quedarse cruzada de brazos? les tendería la trampa más justa... tendrían qué rezar para salir de aquella, no habría marcha atrás. Sonrió, comenzaba a trazarse un plan que se teñía de rojo. No, no más. Alicia Simmons era capaz de hacer cualquier cosa con tal de castigar a aquellos que se riesen estúpidamente de ella. No era tan tonta.  Su último día para ser libres sería mañana... después, les tocaría llorar amargamente por sus delitos. Un pequeño sacrificio, ¿y qué? todo sea por su venganza.  -Mañana correrá la sangre...    Continuará...  ¡¡¡Juas Juas Juas!!! °0° Aquí Tao, ¡reportándose! Hace siglos que no pasaba a dejar ni un capítulo ni una historia ni un comentario, ¿verdad? Pues vengo otra vez a castigarlos con mis historias XD  Bueno, para la gente que me conoce o me ha leído: ¡Hola otra vez! tuve problemas porque se me murió el CPU donde tenía todos mis archivos guardados y pues... ando con otro (XP se oye raro). No he tenido dinero para mis visitas al cyber y nada más voy para hacer tarea T-T y puess... mi antiguo CPU que lo llevaron a algun lugar a que lo repararan nos lo devolvieron sin el disco duro (y créanme, me estoy muriendo por eso) ¡tenía MUCHOS fanfics que no había publicado y están ahí! obviamente no nos lo quieren devolver (dicen que no lo tienen ¬¬). APARTE que la escuela me deja sin tiempo, y estoy haciendo mi servicio social (lo cual me deja con 2 horas para mi propia vida toooooda la semana... excepto sabados y domingos), así que a lo mejor me tardo para traerles nuevo capítulo. ¡Pero está bien para que me escriban y me digan qué les pareció y que quieren que pase! espero me comprendan por qué no he actualizado mis otros fics ;o; Y para colmo, Slasheaven me quitó mi cuenta y ahora hice otra... así que ya no le escriban a la otra. Y para los que es la primera vez que me leen: HOOOOLAAAA!!!! Mucho gusto, espero que les agrade mi manera de escribir, seguro creen que apesta ;--; pero lo hago con cariño... Quiero que sepan que estuve aquí cuando en esta página sólo habían como cinco fics de My Chemical Romance, pero otras chavas MUUUUYYYY buenas escritoras y yop (me siento chiquitita cuando estoy a su lado) levantamos esta sección (en referencia a la banda y a sus parejas) y puesss... espero que me ayuden a apoyarlas en todo, y no le hagan caso a los chismes, please. Bueno, mucho slash por delante y... ¡a darle fuerte para seguir con la parranda liberalista! MCR4Ever ¡Tao Shirou Fuera!Quiero una galletita xux PD: Si a alguno de ustedes que me leen le pase el fic de Desert Song, favor de comunicarse conmigo para continuarlo, porque lo perdí en el otro CPU. Gracias. BYEYO!!
Notas finales:
¡¡¡¡QUIERO GALLETAS!!!!
Esta historia está almacenada en http://www.slasheaven.com/viewstory.php?sid=29024